Revista digital para profesionales de arquitectura de interiores, diseño y arte.

¡Cómo hacer tu dormitorio un lugar más cálido!

SHARE
, / 5939 0
Share Button

El dormitorio debe ser un lugar acogedor y cálido donde te sientas relajado, cómodo y sea apetecible. Para conseguir esto lo mejor es conseguir que sea cálido por medio de la decoración, además un factor fundamental es la luz. Hay consejos muy sencillos que aportan esa sensación a cualquier habitación, siempre adaptandola a tus gustos.

Elementos como los colores, los materiales pueden variar en gran medida las sensaciones que nos transmite un dormitorio. Claves que debes tener en cuenta para conseguirlo:

  • La luz: Es el aspecto más importante, ya que afecta directamente en los estados de ánimo. La mejor opción es aprovechar la luz natural, para ello coloca la cama de forma perpendicular a la entrada de luz. Además es recomendable que los colores de las telas de las cortinas sean claros y cálidos, como por ejemplo marfil, tostados, beige, etc.

  • Materiales: La composición del suelo y los muebles también aportan al conjunto sensaciones, por eso materiales como la madera, son cálidos y además agradables al tacto. Siempre utilizando tonalidades claras, o incluso pintar los muebles de madera con tonos marfiles.

  • Colores: En cuanto a los colores hay toda una filosofía en significados y emociones que transmiten. Pero es cierto que cambian o potencian ciertos estados de ánimo. Para el dormitorio lo mejor son colores relajantes, como los tonos piedra y neutros.

  • Cama: Evidentemente es la parte más importante en el descanso y el elemento central de un dormitorio. Debe ser un lugar acorde al resto de la estancia, que no rompa y que a la vez invite a echarse sobre ella. Lo mejor son camas 1,50, llenas de cogines en tonos cálidos como dorados, crema o beige.

 

Deja un comentario

Your email address will not be published.

PASSWORD RESET

LOG IN